POUSTA is

Daily Singular Beyond Weekend Never Dies


Before the Flood es la mejor película de Leo DiCaprio y la que más importa que veas

INDONESIA- Leonardo with Farwiza Farhan and Rudi Putra in the Leuser Ecosystem.

For two years, Leonardo DiCaprio has criss-crossed the planet in his role as UN messenger of Peace on Climate Change. This film, executive produced by Brett Ratner and Martin Scorsese, follows that journey to find both the crisis points and the solutions to this existential threat to human species. 
© 2016 RatPac Documentary Films, LLC and Greenhour Corporation, Inc.

All rights reserved.

Una crónica urgente. El documental solo estará disponible gratuitamente hasta este domingo.

btf

por Lucho Tabilo Castillo (@luchotabilo)

Está ocurriendo frente a nosotros. Insólitamente, nos parece normal que la flora y fauna de todo el mundo esté agonizando y muriendo. Literalmente. Todo lo que vemos en Before The Flood (Antes que sea tarde) está ahí, afuera de tu ventana. Claro, no frente-frente en algunos casos, pero… ¿Te cuento algo? ¡Nos fuimos a la chucha! Y no, no ocurrirá en 150 mil millones de años, sino que en no-más-de-2-décadas.

Pero tranquilo, despabílate ahora y revisa aquí qué puedes hacer hoy para no morir mañana.

Ayer mientras veía horrorizado el documental de Nat Geo y Leonardo DiCaprio sobre el cambio climático y las implicancias que tiene este problema en los próximos años, me bajó una angustia horrible. Y no fue por la yerba, sino porque sólo el hollywoodense, embajador climático de la ONU y mensajero de la Paz pudo relatarnos y evidenciarnos la más triste, caótica y aterradora historia de nuestra época: el calentamiento global.

Antes que sea tarde tiene un equipo de lujo. Es dirigido por Fisher Stevens, escrito por Mark Monroe (La dupla de The Cove), musicalizado por Gustavo Santaolalla, Mogwai, Trent Reznor y Atticus Ross. Ah, y en la producción ejecutiva, un tal Martin Scorsese. Una buena mezcla.

Agradezco haber tenido un mísero pito, porque durante 95 minutos y 9 segundos duele la guata evidenciar desde la mirada de un testigo privilegiado cómo las grandes compañías e industrias están lanzando toda la mierda al planeta, cómo “borran” lugares sin marcha atrás, cómo nos morimos día a día, en definitiva. Algo de alivio necesitaba. Puro dolor, pura impotencia. Pero no podemos quedarnos de manos cruzadas. Después de ese bombardeo informativo de que vamos directo al vacío, un poco de THC me motivó a escribir esto.

No es novedad que DiCaprio sea una de las celebridades mundiales más comprometidas con el medioambiente. Pero vaya que se agradece la valentía de este “ciudadano que se gana la vida fingiendo y solucionando problemas ficticios”- así se autodefine- cuando con nombre y apellido funa a las grandes empresas más contaminantes y asquerosas. Y no solo eso, porque en un gran trabajo investigativo el documental demuestra cómo estos grupos multimillonarios financian a científicos y políticos para mantener el negocio pujante a pesar de todo. Algo así como nuestra fauna de políticos nacionales a mayor escala. Todos cortados por la misma tijera.

El docu va de frente con carácter y rudeza poética. Pocas veces me ha dolido tanto ver la pantalla. Ya no es el terror imbécil de un filme imbécil. Esto es 100% real. Es No ficción.

El protagonista del Lobo de Wall Street nos invita a ser parte del viaje más triste de su vida. Tal vez el más esperanzador, también. Es la íntima motivación llevada a la masividad de un cambio al paradigma, de un cambio de switch verdaderamente. Un ajuste de tuercas a la forma en que nos movemos por el mundo. No daré spoiler, pero ya te quiero ver cuando veas simulaciones de cómo todo va a desaparecer.

Un tirón de orejas, patadas en la raja y sacada de chucha a los hipócritas empresarios y líderes mundiales de la política. Y claro que sí, también es un llamado a nosotros, los ciudadanos que podemos tomar las decisiones, que de una vez por todas hagamos las cosas correctas. ¡Por favor!

Por eso creo que esta es la película más corajuda de Leonardo DiCaprio. Porque es la película más espeluznante, honesta y protagonizada por todos nosotros. Porque no nos hagamos los locos, todos somos responsables de la gran cagada que creamos. ¿No me crees? ¿Comes fritangas de locales de comida rápida, te gustan los Doritos, tienes auto? Gran parte de nuestro consumo, por no decir en su totalidad, está elaborado con combustibles fósiles que debemos eliminar, ojalá, en este preciso momento.

Así como Jorge González nos dice que “Nada es para siempre”, también nos susurra que “Hay que creer” y eso en parte es Before The Flood. Afortunadamente está la esperanza de que podemos remediarlo y eso es lo más esperanzador de todo. Mi humilde mensaje es que te des el tiempo de ver esto.

Cambia tus hábitos de consumo, tu dieta alimenticia, las marcas que eliges y la energía que le da vida a tu vida. Hazlo por ti, por tus hijos, por tu familia, por los animales, por el ecosistema, por todos. No cuesta mucho.

Acá el Soundtrack vía Itunes.

Y revisa tu huella de carbono acá